Viajar en invierno

Viajar en invierno

Muchos viajan a Nueva Zelanda por la nieve de la Isla Sur. Se vuela a Christchurch y se pasa un día entre sus animados bares y restaurantes. La siguiente parada es el monte Hutt y sus 365 Ha esquiables. Al ir al sur, se admiran las vistas nevadas del Aoraki/monte Cook antes de continuar hasta Queenstown, con un esquí excepcional y una intensa vida nocturna. Coronet Peak es la estación más antigua, con pistas excelentes para todos los niveles y para el snowboard. Las montañas Remarkables son más adecuadas para familias.

Para descansar de tanta nieve, se puede rodear el lago Wakatipu y llegar a Glenorchy, o perderse por las bodegas del valle de Gibbston. También se puede optar por las actividades extremas de Queenstown: puenting, ciclismo de montaña y más.

Se regresa a las pendientes en Wanaka (el discreto hermano pequeño de Queenstown). Desde allí, se viaja de noche a la costa oeste para un combinado de helicóptero y senderismo o escalada en el glaciar Franz Josef y el glaciar Fox. Se regresa a Queenstown para tomar el avión.

 

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Turismo sostenible: las mejores experiencias en diversidad
10 experiencias comprometidas con la diversidad: Best in Travel 2021, la apuesta de Lonely Planet por el turismo sostenible y construir un mundo mejor.
Pollyana_Ventura_Getty_Images
Turismo sostenible: la chef Monique Fiso, Hiakai, Wellington, Nueva Zelanda
La chef de Hiakai, Monique Fiso, lleva a cabo una misión: hacer de los ingredientes autóctonos y las técnicas de cocina indígenas un motivo de orgullo para todos los ‘kiwis’.  
Cortesía de Hiakai
Isla de Stewart, Nueva Zelanda, una de las maravillas del mundo
Una de las 101 maravillas del mundo seleccionadas por Lonely Planet es la isla de Stewart, la tercera isla de Nueva Zelanda, la más distinta a las otras dos.
Viktor_Hejna_Shuttertsock