Vietnam Historia

Historia

Vietnam tiene una historia tan rica y sugestiva como cualquier país del mundo. Claro está que la guerra con EE UU acaparó la atención de Occidente, pero siglos atrás los vietnamitas ya se habían enfrentado con chinos, jemeres, cham y mongoles. La civilización vietnamita es tan refinada como la de su poderosa vecina norteña, China, de la que recibió muchas influencias durante mil años de ocupación. Después llegaron los franceses y el humillante período colonial, del que Vietnam no emergería hasta la segunda mitad del s. XX. EE UU no pasó de ser el último de un larga fila de invasores que llegaron y se marcharon en el transcurso de los siglos, y también ellos acabarían derrotados. Si los planificadores militares de Washington hubieran prestado algo más de atención a la historia de esta orgullosa nación, el trauma y la tragedia de una larga guerra podrían haberse evitado.

EL VIETNAM ANTIGUO

El reino indianizado de Funan floreció entre los ss. I y VI d.C. en el delta del Mekong. Los restos arqueológicos revelan que el activo puerto comercial de Oc-Eo, en Funan, mantuvo contacto con China, la India, Persia e incluso el Mediterráneo. Entre mediados del s. VI y el s. IX, Funan quedó absorbido por el reino pre-angkoriano de Chenla.

Mientras tanto, a finales del s. ii d.C. surgía por la actual zona de Danang el reino hinduista de Champa, que, al igual que Funan, adoptó el sánscrito como lengua sagrada y tomó prestados muchos elementos del arte y la cultura indias. Llegado el s. viii, Champa se había extendido hasta abarcar lo que hoy es Nha Trang y Phan Rang. Los cham no pararon de batallar con los vietnamitas por el norte y con los jemeres por el sur, y al final se vieron encajonados entre estas dos grandes potencias.

OCUPACIÓN CHINA

Los chinos conquistaron el delta del Río Rojo en el s. II a.C. y en el transcurso de los siglos siguientes intentaron imponer a los vietnamitas un estado centralizado. Entre los ss. III y VI estallaron numerosas aunque pequeñas rebeliones contra el dominio chino, caracterizado por la tiranía, el trabajo forzado y la insaciable demanda de tributos, pero todas fueron aplastadas.

Sin embargo, los antiguos vietnamitas aprendieron mucho de los chinos, como el sistema de regadío para cultivar arroz y conocimientos de medicina, además del confucianismo, el taoísmo y el budismo mahayana. Buena parte del milenio que duró la ocupación se significó por la resistencia vietnamita y la adopción de muchos rasgos culturales chinos.

En el 938 d.C., Ngo Quyen aplastó a las fuerzas chinas en el río Bach Dang, conquistando la independencia y dando inicio a una tradición dinástica. Durante los siglos siguientes los vietnamitas consiguieron repeler a los invasores extranjeros, y en su expansión hacia el sur absorbieron el reino de Champa en 1471.

CONTACTO CON OCCIDENTE

En 1858, una fuerza militar conjunta de Francia y la colonia española de Filipinas arrasó Danang tras la muerte de varios misioneros, y a principios del año siguiente cayó Saigón. En 1883 los franceses impusieron a Vietnam un Tratado de Protectorado, y su dominio se ejerció no pocas veces con mano cruel y arbitraria. A la larga, quienes opusieron una resistencia más enconada fueron los comunistas, organizados por Ho Chi Minh en 1925.

Durante la II Guerra Mundial, el único grupo que se resistió la ocupación japonesa fue el Viet Minh, dominado por los comunistas. Cuando terminó la contienda, Ho Chi Minh, cuyas fuerzas del Viet Minh ya controlaban buena parte del país, declaró la independencia de Vietnam. Los esfuerzos franceses por recuperar el control desembocaron pronto en confrontaciones violentas y guerra abierta. En mayo de 1954, las fuerzas del Viet Minh rechazaron a la guarnición francesa en Dien Bien Phu.

Los acuerdos firmados en Ginebra a mediados de 1954 establecieron una división provisional de Vietnam en el río Ben Hai. Cuando Ngo Dinh Diem, líder católico anticomunista de la zona sur, se negó a celebrar elecciones en 1956, la línea de Ben Hai se convirtió en la frontera entre Vietnam del Norte y Vietnam del Sur.

GUERRA DE VIETNAM

Hacia 1960, el Gobierno de Hanói cambió su política de oposición al régimen de Diem, transformándola de “lucha política” en “lucha armada”. El Frente Nacional de Liberación (NLF), un grupo guerrillero comunista más conocido como el Vietcong, se fundó para luchar contra Diem.

Impopular como gobernante, Diem fue asesinado por sus propias tropas en 1963. Cuando Hanói ordenó al ejército de Vietnam del Norte que infiltrara unidades en Vietnam del Sur en 1964, la situación del régimen de Saigón se volvió desesperada. En 1965 EE UU envió sus primeras tropas, a las que pronto se unieron soldados de Corea del Sur, Australia, Tailandia y Nueva Zelanda con la pretensión de otorgar legitimidad internacional al conflicto.

Mientras Vietnam celebraba el Año Nuevo lunar en 1968, el Vietcong lanzó un ataque por sorpresa –la denominada ofensiva de Tet– que supuso un punto de inflexión en la guerra. Muchos estadounidenses, que durante años habían creído a su Gobierno cuando afirmaba que EE UU estaba ganando la guerra, empezaron a exigir un final negociado. Los Acuerdos de París, firmados en 1973, propiciaron un alto el fuego, la retirada total de las fuerzas de EE UU y la liberación de los prisioneros de guerra estadounidenses.

REUNIFICACIÓN

Saigón se rindió a Vietnam del Norte el 30 de abril de 1975. La reunificación de Vietnam por los comunistas significó la liberación tras más de un siglo de opresión colonial, pero no tardó en iniciarse una represión interna a gran escala. Cientos de miles de sureños huyeron del país, lo que creó un aluvión de refugiados durante los 15 años siguientes.

La campaña represora de Vietnam contra la comunidad china, sumada a la invasión de Camboya a finales de 1978, empujó a China a atacar Vietnam en 1979; la guerra duró tan solo 17 días, pero la desconfianza entre chinos y vietnamitas se prolongó más de una década.

DESPUÉS DE LA GUERRA FRÍA

Tras el derrumbe de la Unión Soviética en 1991, Vietnam y los países occidentales buscaron un acercamiento. Durante la década de 1990 llegaron las inversiones extranjeras y el ingreso del país en la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (Asean). EE UU estableció relaciones diplomáticas con Vietnam en 1995, y Bill Clinton y George W. Bush visitaron Hanói. Vietnam fue aceptado en la Organización Internacional del Comercio (OMC) en 2007.

Las relaciones con China, su enemigo histórico, también han mejorado notablemente, y el auge económico de Vietnam ha captado la atención de Beijing. El comercio y el turismo están cobrando pujanza a través de la frontera.

Fuente: Vietnam 5 (febrero 2012)