Barrios de Tokio

Bernhard Friess © www.flickr.com/photos/bernhard-friess/16333304431
Bernhard Friess © www.flickr.com/photos/bernhard-friess/16333304431

Ir a Tokio, la ciudad que siempre tiene un pie en el futuro con paisajes urbanos de ciencia ficción y altísimos rascacielos, es una gran aventura y cada uno de los barrios de Tokio se merece una parada. Esta es una breve guía para descubrirlos, barrio a barrio.

PALACIO IMPERIAL Y MARUNOUCHI (ESTACIÓN DE TOKIO)

El Palacio Imperial es el centro simbólico de Tokio. Su recinto incluye el parque Kitanomaru-kōen, ahora público, que alberga varios museos. El vecino Marunouchi es un dinámico barrio financiero con docenas de brillantes rascacielos; es el Tokio de los negocios en su mejor versión, con museos y obras maestras arquitectónicas, pero también con restaurantes, bares y tiendas para los oficinistas.

MERCADO DE TSUKIJI Y GINZA

Ginza es el barrio más refinado de Tokio y el centro de la moda desde hace más de un siglo. Resplandece con sus grandes almacenes, galerías, jardines y salones de té. El teatro kabuki (artes escénicas tradicionales) de la ciudad, Kabuki-za, está aquí, y también la mayoría de los restaurantes más famosos de Tokio. A corta distancia hay otro centro comercial muy diferente: la lonja de pescado de Tsukiji.

Barrios de Tokio © Lonely Planet

 ROPPONGI Y AKASAKA

Roppongi es el barrio más emocionante de Tokio. Conocido antaño por su sórdida vida nocturna, hoy emana sofisticación gracias a sus tiendas, restaurantes y museos. Algunos enclaves imprescindibles son la futurista microciudad de Roppongi Hills y el Museo de Arte Mori. Pero Roppongi no cede su corona del ocio nocturno: es uno de los mejores sitios para ir de fiesta en Asia.

EBISU Y MEGURO

Ebisu –en honor a la cerveza Yebisu que se fabricaba aquí– y Meguro representan un Tokio a una escala más humana. Hay pequeños pero destacados museos, como el Museo Metropolitano de Fotografía de Tokio, y grandes bares y restaurantes; cerca, los modernos barrios residenciales de Daikanyama y Naka-Meguro exhiben elegantes boutiques y cafés.

SHIBUYA

Shibuya recibe al viajero con una presencia explosiva: omnipresente flujo de gente, rutilantes pantallas de vídeo y pura exuberancia. Es el corazón de la cultura juvenil, donde la moda es estridente, el arte urbano intenso y los clubes nocturnos cierran al amanecer. Constituye la mejor bienvenida a Tokio, visita obligada para todo viajero interesado en la cultura pop de la capital.

HARAJUKU Y AOYAMA

Harajuku es uno de los mayores reclamos de la capital, tanto por Meiji-jingū, su majestuoso santuario, como por su moda urbana. Flanqueado de boutiques, el bulevar Omote-sandō es visita obligada para los amantes de la arquitectura contemporánea. En Harajuku el viajero puede pasar un gratificante día deleitándose en sus magníficos restaurantes, cafés y boutiques y museos.

SHINJUKU

Casi todo lo que hace que Tokio palpite se concentra en este ajetreado barrio: selectos grandes almacenes, tugurios anacrónicos, vetustas oficinas gubernamentales, multitudes, pantallas de vídeo urbanas, parques frondosos, vida nocturna agitada, santuarios escondidos y altísimos rascacielos. Es una gran introducción al Tokio actual, con sus claroscuros. 

KŌRAKUEN Y ALREDEDORES

Al noroeste del Palacio Imperial, Kōrakuen queda fuera de las zonas más turísticas pero cuenta con lugares fascinantes. Destacan el jardín Koishikawa Kōrakuen y el polémico santuario Yasukuni-jinja. El cercano Kagurazaka, un antiguo barrio de geishas, está lleno de bares y cafés y es un lugar maravilloso para pasear. Los fans del béisbol no querrán perderse el espectáculo en Tokyo Dome.

UENO

Ueno es el corazón cultural de Tokio y durante siglos ha sido la principal atracción turística de la ciudad. En el centro hay un extenso parque, Ueno-kōen, con numerosos museos, incluido el Museo Nacional de Tokio, el mayor museo del país. También hay templos, santuarios, restaurantes centenarios y un mercado al aire libre. Todo ello proporciona a Ueno una atmósfera clásica y tradicional.

ASAKUSA

Asakusa alberga la atracción más antigua de Tokio, el templo secular de Sensō-ji; en la orilla opuesta del río Sumida se alza la más reciente, el Tokyo Sky Tree, de 643 m. Los barrios circundantes se conocen como shitamachi (ciudad baja), donde el espíritu del antiguo Edo (el Tokio de los sogún) se conserva orgulloso en la pintoresca maraña de callejones, tiendas de artesanía y restaurantes familiares.

Más información en las nuevas ediciones de Tokio De cerca y Japón 

 

MÁS IDEAS PARA DESCUBRIR TOKIO

 

Ir a Tokio

IR A TOKIO

Harajuku, el refugio de los 'Millennials'

HARAJUKU, EL REFUGIO DE LOS 'MILLENNIALS'

Experiencias gastronómicas

EXPERIENCIAS GASTRONÓMICAS

Hanami, la belleza de las flores

HANAMI, LA BELLEZA DE LAS FLORES

 

 

 

 

Categoría: GRANDES VIAJES

Envía un comentario

  1. * campos obligatorios